miércoles, 14 de marzo de 2012

Las aventuras de Tintín: El secreto del Unicornio

Ya tenía ganas de darle un buen vistazo a esta película de Spielberg, pues la crítica por estos lares, así como la blogosfera casi al completo, no habían hecho otra cosa que alabarla. Confieso que no soy un fan de las aventuras en comics de este personaje. Por supuesto, he leído de más joven sus páginas, pero cuando en la biblioteca de verano de mi barrio, tenía que elegir entre uno de Asterix, o uno de Tintín, la balanza siempre se decantaba por Asterix, aunque ya lo hubiera leído una y mil veces. 
Aún así, he de reconocer, que esta película me ha encantado, y por lo que recuerdo a los comics, se ha mantenido bastante fiel, y por mi parte, he de decir que ha ganado mucho trasladando la historia a la animación digital (seguro que los puristas se me pueden echar encima, pero como ya he dicho, hace mucho que no leo una de sus hitorietas, y aunque las recuerdo con simpatía, creo que no contenían tanta acción trepidante como esta)

Sí algún pero le tengo que poner a la película, es precisamente, el que no te deja respiro, pues todo se sucede vertiginosamente, que si bien hace mantener la atención total en la película, parece todo metido con calzador, bien apretado, y con alguna laguna en el guión que explique algo más de la historia y de los personajes. Quizá fue por que fue difícil reducirlo todo a los 107 minutos que dura la película, o bien fue para que el público americano, gran desconocedor de este personaje, no se aburra.
En cuanto a la sinopsis, que no he dicho nada, la película nos presenta de golpe a Tíntin en medio de un mercadillo, siendo dibujado por Hergé, y con un carterista muy parecido físicamente a Spielberg haciendo de las suyas. Allí, compra una maqueta de un gran barco, el Unicornio. Y recién comprado, es abordado por dos personajes, que intentan la recompra. Intrigado por el motivo del interés de estos personajes por el barco, se va a casa, donde en un descuido será robado. Menos mal, que lo que de verdad interesaba del barco, se encuentra aún en manos de Tintín. Esta pista le lleva hasta un gran buque mercante donde conoce al capitán Haddock, y no sigo más pues no quiero contaros la película entera.

No puedo hablar mucho del trabajo de los actores, pues todo se ha hecho con captura de movimiento, y es difícil de distinguir que es lo real, y que no. Lo que esta claro, es que Serkis, nos vuelve a dejar boquiabiertos con otro personaje digital, pues el que mejor logrado está. Tintín, es Jaime Bell, Hadock, es Andy Serkis, los gemelos Hernández y Fernández, son Simon Pegg y Nick Frost (muy graciosos), Daniel Craig es el heredero del pirata.
Poco más que decir que no se haya dicho ya en muchos sitios, salvo invitaros a que os dejéis llevar por la aventura desenfrenada, muy blanca, pero no muy infantil, y de nuevo con la maestría de Spielberg, para llevar a cabo un blockbuster, que no sea otro del montón, pues no nos engañemos, no es un cine de altísima calidad, pero sí, muy entretenido. Entretenido y comercial, y siendo, seguro, conscientes de ello sus dos creadores Steven Spielberg, y Peter Jackson. Este último, es el que se va a encargar de la segunda parte, que espero vea la luz, a pesar de no haber triunfado en EEUU, como sí merecía.

En definitiva, muy recomendada para pasar un muy buen rato, solo o mejor en compañía.

4 comentarios:

Kin G. Haro dijo...

Sera mi eleccion para este fin de semana pero lo que he visto me ha recordado mucho a una aventura de Indy de las buenas... lastima que en los USA no haya funcionado bien..

satrian dijo...

A mí también me gustó, pero parece que a una amplia mayoria no le convenció, me parece un gran homenaje a los comics y al cine de aventuras.

Dr. Gonzo dijo...

A mí me gustó, pero sin duda me quedo con Indiana Jones (que es exactamente igual que esto).
La película en sí es entretenida, pero no sé, le falta algo. Quizá originalidad, porque la sensación de déjà vu que acompaña durante todo el metraje es devastadora.
Y el final me pareció horroroso, como todos esos finales que quedan abiertos para una segunda parte. Esto es cine, no una serie de TV.

serreina dijo...

Kin: Pues sí una lástima, aunque ellos se lo pierden.

Satrian: a mi me parece como a ti, Al igual, que se hizo con Indiana, la película no tiene otra pretensión que entretener, y eso lo hace muy bien.

Dr Gonzo: si que tiene demasiadas conexiones a las película de Indiana, A mi el final si me gusto, estaba cantado antes de iniciar la película que mínimo iba a tener dos entregas, una para cada director.

Saludos a todos y gracias.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...