viernes, 21 de mayo de 2010

Al límite


Cine para los amantes de la acción, con un estupendo Mel Gibson de protagonista.

Gibson es Tom Craven, un veterano policía, a vueltas de todo, que recibe la visita de su hija. La noche de la visita, su hija es asesinada en la puerta de su casa por un tiro. Todo parece indicar, que el verdadero objetivo del disparo que mata a su hija, es Gibson. Craven, se pone a investigar por su cuenta, y pronto se dará cuenta que nada es lo que parece.

La película esta dirigida por Martin Campbell, el director de Casino Royale, y da muestras de sus buenas maneras de dirigir escenas de acción, como también lo hizo en la película de Bond. Quizá en el resto, el director tenga sus carencias, pero lo que creo que pretende en esta película, se logra. Vale que el guión pueda fallar en algunos tramos de la película, pero todo se solventa gracias a la magnífica interpretación de Gibson, y una acción bien dosificada, que incluso hecha en falta alguna escena más.

Donde más puede fallar la peli, puede ser en la conspiración que esta entramada en la investigación del asesinato, pero no os desvelo nada para no fastidiaros la película.

En cuanto a los actores, tenemos a un solvente Ray Winstone (que fue el protagonista de la película de Zemeckis: Beowulf), que aunque aparezca poco en pantalla, dosifica muy bien su estilo serio. También aparece Danny Huston, que no lo hace mal, pero hace el papel al que estamos aconstumbrados a verle. Y el que más mérito tiene, es Mel Gibson, que escoge un papel adecuado a su edad, de un polícia a punto de retirarse, y lo hace sin complejos. Es de los pocos actores a los que no les importan descubrir sus limitaciones por la edad, y no necesita interpretar papeles en los que pueda parecer más joven de lo que realmente es. Por esto solo, por mi parte ya tiene un diez.

Y las escenas de acción, son de lo mejor de la película (superando al argumento), y aunque en alguna ocasión se note el doble de Gibson, esto no hace sino recordar a las estupendas películas de los 90 y 80, donde la acción y el divertimento, era lo que más importaba.

Por otra parte, el final, a mi me llego a emocionar, y aunque pueda parecer muy comercial, aun padre, estoy seguro le llega esa ultima escena en el hospital (y no digo más).

En definitiva, una entretenida película, muy correcta, que gustara mucho a los amantes de la acción, y a los que no tanto.

6 comentarios:

satrian dijo...

Mira que me gusta Martin Campbell dirigiendo acción, siempre original en sus escenas y dinámico, y en esta no me convenció, muy normalita.

Lillu dijo...

Yo no me llevo especialmente bien con Mel Gibson, no sé por qué, así que evito sus películas. Manías que tiene una XD

saluditos

Javi Díaz dijo...

Me entretuvo mucho. Un poquito dura en el tema emocional, pero se puede ver gustosamente.

Saludos.

Carlos Gallego dijo...

A mi me parecio bastante entretenida, el final no me cuadra mucho.

Lázaro dijo...

felicidades por la crítica,pero creo que no la veré..No me gusta Mel Gibson,quizás sus primeras pelis..
saludos y felicidades por el blog

serreina dijo...

Satrian: sí, pero Gibson, merece la pena.

Lillu: Me parece bien, no a todos nos tiene quw parecer lo mismo.

Javi: Pues sí, el final es muy dramatico.

Carlos: el final puede descolocar, pero emociona.

Lazaro: Lo primero bienvenido, y tampoco te pierdes nada del otro mundo, tan solo una peli entretenida, pero de esas hay muchas.

Saludos a todos

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...