viernes, 4 de febrero de 2011

Buried (Enterrado)

Poco nuevo puedo decir de esta película que no se haya dicho ya. Se que llego un poco tarde, y he tenido que esperar a la edición en DVD para poder ver esta estupenda película. Pero no podía dejar pasar esta ocasión para alabar al director, al guionista y al actor de este film.

El argumento es tan sencillo, que en tan solo dos líneas se puede resumir: Un transportista civil, contratado para labores de reconstrucción en Irak, es secuestrado y enterrado vivo, para negociar un rescate. Tan solo dispone de unas pocas horas, y unos pocos objetos (teléfono, mechero, linterna,...) para intentar escapar de la trampa mortal.
Dicho así, hasta podría decirse que es el argumento para una película de serie B. Pero nada más lejos, con un guión estupendo, obra de Chris Sparling, un director que ha sabido llevarlo a cabo, Rodrigo Cortés, y un actor, Ryan Reynolds, que hace el papel de su vida, y que dudo que vuelva a hacer un trabajo tan perfecto como este, componen una lección de cine. Se ha dicho que Cortés, bebe directamente de los grandes maestros del cine como Hitchcock, o Martin Scorsese, y es verdad, toda la película rezuma Hitchcock por todas partes, y no como una mera imitación, sino como un alumno que ha aprendido muy bien la lección.
Y sino ¿como se explica que con tan solo un actor, y un único y reducido espacio de localización, se pueda crear una película tan entretenida y que te mantiene pegado a la pantalla? pues porque, los planos continuos del ataúd , no se ven repetitivos, el sonido y la iluminación se unen a la narración del film, y el guión esta lleno de diálogos telefónicos interesantes. Todo ello, por supuesto con altas dosis de suspense, y manteniéndonos la esperanza en cada giro que el guión da.

Ryan Reynolds, esta soberbio, y su papel es creíble al cien por cien, cada grito que da, cada frustación que padece, llegan al espectador, contagiandole la gran desesperación que el protagonista sufre. El peso de la película recae por entero sobre sus espaldas, y ha sabido encajarlo y aprovechar la oportunidad. Antes de ver la película, no me creía que este actor , con cierta pinta de pijo, podría meterse en la piel de Paul Conroy, y hacerlo tan verosímil.
Y ha todo esto se une el remate del film, un final (que no quiero desvelar mucho) de lo más lógico, y de haber sido de otra manera, seguramente la película habría sufrido una bajada pronunciada de su calidad.

Poco más puedo decir que no hayáis leído ya de esta película, tan solo recomendárosla encarecidamente, y a ser posible, que la veáis del tirón, sin pausas, y con la casa en completa tranquilidad, alucinareis al veros metidos dentro de ese ataúd padeciendo junto a Paul Conroy.

7 comentarios:

Kin G. Haro dijo...

LA vi el miercoles y he de decir que me mantuvo en tension hasta el final.

He alucinado con el Reynolds, yo tampoco lo veia en este papel.

A pesar de que solo sale el ataud, es alucinante la cantidad de planos distintos que han filmado, y me parece genial cuando te hacen creer que la camara esta dentro, haciendo esos giros forzados.

Una gran cinta

joselop44 dijo...

Estoy totalmente de acuerdo contigo; es una película muy buena. Se agradece la originalidad del planteamiento y del guión; y sorprende muchísimo que con ese espacio y sólo un actor, se mantenga la intensidad de la historia en todo momento.
Saludos

satrian dijo...

Solo puedo decir que mantiene el pulso en circunstancias tan difíciles de rodaje, pero tampoco me sorprendió mucho, interesante, entretenida pero poco más.

Serwan dijo...

La ví ayer, a oscuras y del tirón, pero no me convenció. El guión tiene varios sinsentidos y el personaje protagonista es un memo de tomo y lomo (por no decir algo más fuerte).

Abacab dijo...

Es imperdonable, pero aún no la he visto. Será verdad eso de que últimamente no tengo tiempo ni de rascarme la barriga...

Ya me da coraje, pero hace tiempo que no puedo aportar gran cosa con mis comentarios. Solamente decir que a priori es una propuesta interesante y novedosa. Me falta ver el desarrollo.

Por supuesto, será una de las que veré lo más pronto que pueda.

Un fuerte abrazo.

Machete dijo...

La idea no es innovadora, pero le ha salido un gran film. Es diferente a 127 horas, aunque tiene puntos en común. Pero prefiero Buried antes que la obra de Boyle.

Mike Lee dijo...

También me gustó mucho, creo que el guón de Sparling, la dirección de Cortés y la interpretación de Ryan Reynolds dotan a la película de la fuerza necesaria para mantener en vivo a los espectadores.

¡Saludos y buen blog, te invito a pasar por el mío!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...